Un argentino contrajo corona virus abordo del Crucero Varado en Japón.  

2020-02-07 - 05:06:07 |

IMAGEN

AUDIO

Uno de los ocho argentinos que se encuentran aislados en un crucero Diamond Princess, que está euarentena en un puerto de Japón fue diagnosticado con coronavirus, la enfermedad que ya causó 636 muertes en China y más de 31.000 contagios. Se trata del primer latinoamericano en contraer el virus que generó la preocupación de la Organización Mundial de la Salud y obligó a varios países a tomar medidas especiales para evitar el avance de la epidemia.


Este viernes, el ministro de Salud de Japón, Katsunobu Kato, confirmó que se detectaron 41 nuevos casos del coronavirus en el crucero Diamond Princess que se encuentra amarrado en el puerto de la ciudad de Yokohama, desde el pasado miércoles a las 7 de la mañana (hora japonesa), en cuarentena debido al brote de la enfermedad. Entre los infectados se encuentran un argentino, 21 japoneses, 8 estadounidenses, 5 australianos y un británico, que se suman a los 20 que fueron afectados durante la semana. En el barco viajaban 3.711 pasajeros de 56 nacionalidades distintas.

El argentino habría presentado síntomas y tras ser sometido a exámenes se confirmó la infección. Según consigna el sitio de noticias Infobae.com, fuentes del consulado argentino en Japón confirmaron que el cónsul, Carlos Alfaro, se encuentra en contacto permanente con autoridades del Ministerio de Relaciones Exteriores de Japón tratando el caso con autoridades locales. Por ahora, no se informó el nombre de la persona infectada ni cuál es su país de residencia.

Días atrás, las autoridades habían detectado a 20 pasajeros infectados dentro del crucero, uno de ellos en grave estado. Y según se supo el origen de la propagación de la infección a bordo proviene de un hombre de 80 años que desembarcó en Hong Kong, el pasado 25 de enero. Por lo que se tomó la decisión de amarrar el barco para que ingresen médicos especialistas que confirmaron que había turistas afectados. El Gobierno de Japón pidió a los pasajeros del crucero y a la tripulación, procedente de 56 países distintos, que permanezcan en el barco dos semanas más a partir de este miércoles.

 

Por otra parte, el gobierno japonés decidió prohibir la llegada de Cruceros a sus puertos, para evitar una propagación del virus por esa vía. El primer ministro de Japón, Shinzo Abe, anunció el jueves que el país denegará la entrada a los pasajeros extranjeros de otro crucero, el barco Westerdam, de Holland America, que viaja a Okinawa desde Hong Kong, por la sospecha de que a bordo viajan posibles pacientes. El operador de la embarcación, con sede en Seattle, negó que ninguno de sus ocupantes padeciese el virus.

Según Abe, la nueva política migratoria que entrará en vigor el viernes para garantizar el control fronterizo que impida que la enfermedad entre y se propague aún más por el país.








COMENTARIOS

No hay comentarios para esta noticia.-


COMENTAR, OPINAR

*El mensaje queda pendiente de aprobación